El reciclaje, un tema clave para los gobiernos del mundo

Julio
Julio Sánchez – Jefe de Información en Cuatro Total.

Para satisfacer necesidades esenciales como la alimentación y la salud, tomamos materiales de la Tierra y fabricamos productos, como envases y embalajes que alarguen la vida útil de alimentos y medicinas. En una economía líneal -la predominante en estos días-, desechamos estos productos postconsumo, lo que ha provocado una excesiva generación de residuos a nivel global; de ahí que, hoy, para detener la contaminación por residuos plásticos, además de concientizar al consumidor para disponer correctamente de sus residuos, el reciclaje sea un tema clave para los gobiernos del mundo.

Coca-Cola: El valor del reciclaje en México

Industria Mexicana de Coca-Cola (IMCC) es el principal reciclador de México; la tasa de recolección de PET a nivel nacional es 53% del cual la IMCC aporta el 25% del total. Con el compromiso de #MundoSinResiduos, lanzado en 2018, IMCC busca para 2030 recolectar y reciclar el equivalente al 100% de sus envases, además todos sus empaques serán fabricados con al menos un contenido de 50% de materiales reciclados.

Como complemento a estos compromisos, en 2019 añadieron dos objetivos intermedios para el 2025, que es conseguir que el 100% de sus empaques sean reciclables y contar con un portafolio compuesto al menos por un 50% de envases retornables.

A través de sus dos plantas recicla 4 mil 100 millones de botellas al año (85 mil toneladas); PetStar es la planta de PET grado alimenticio más grande del mundo e IMER la 1ª en Latinoamérica.

En promedio sus empaques de PET tienen un 30% de resina reciclada. Actualmente el 98% de los materiales de todos sus envases son reciclables y están desarrollando soluciones para ese 2% restante.

Eastman: Envases de plástico para cosméticos

Cristal Renew y Cristal One Renew, fabricados con las innovadoras tecnologías de reciclaje molecular de Eastman, permiten a los transformadores ofrecer envases sostenibles con propiedades de primera calidad, como alta transparencia, paredes gruesas y alto brillo. La variedad de aplicaciones que se pueden desarrollar con esta tecnología va desde estuches compactos para el cuidado de la piel y cosméticos de color hasta envases para brillo de labios.

Schneider Electric: Plásticos oceánicos reciclados

Debutando en CES 2022, Schneider Electric es la primera empresa en ofrecer soluciones de plástico oceánico reciclado que crean una economía circular verdaderamente funcional. Los clientes en mercados selectos ahora pueden contribuir con la reducción de la contaminación del océano eligiendo productos sostenibles, incluidos interruptores, enchufes y marcos, sin comprometer la durabilidad y el estilo.

La gama de productos incluye un interruptor fabricado con redes de pesca de poliamida, recolectadas en la costa de la India y el mar Arábigo y presenta el logotipo de Ocean Plastic. El producto viene en un empaque sostenible, eliminando todo el plástico de un solo uso y los materiales no reciclables del proceso. Esta gama de productos es la primera en la industria en recibir la certificación internacional Cradle to Cradle Silver por el diseño responsable de productos y los pasos hacia una economía circular continua.

Las redes de pesca representan casi el 10% de todos los residuos plásticos que se encuentran en el mar: este nuevo modelo en Schneider Electric contribuye a reducir las 640 mil toneladas de redes de pesca que quedan en el océano cada año y es el primer paso para hacer más sostenible este tipo de productos.

Honeywell: Nueva tecnología de reciclaje

Honeywell destacó que su tecnología de proceso UpCycle utiliza tecnología de gestión de contaminantes, pirólisis y conversión molecular para convertir el plástico residual en polímero reciclado que luego se utiliza para crear nuevos plásticos.

La tecnología UpCycle expande los tipos de plásticos que se pueden reciclar para incluir plásticos de desecho que de otro modo no se reciclarían, incluidos los envases de colores, flexibles, de varias capas y el poliestireno.

Cuando se usa junto con otros procesos de reciclaje químico y mecánico, junto con mejoras en la recolección y clasificación, el proceso UpCycle tiene el potencial de aumentar al 90% la cantidad de desechos plásticos globales que se pueden reciclar.

Según un análisis del ciclo de vida calculado por Honeywell, los plásticos reciclados producidos a través de la tecnología de proceso UpCycle pueden resultar en una reducción del 57% de las emisiones de CO2 equivalente (CO2e) en comparación con la producción de la misma cantidad de plástico virgen a partir de recursos fósiles.

Solvay: Reciclaje de PVDC

Solvay completó una prueba piloto para el reciclaje de Cloruro de Polivinilideno postindustrial (PVDC). El proceso de reciclaje mantiene las características de barrera del polímero, una preocupación clave para las empresas que desean una solución circular para sus residuos de envases de PVDC.

El PVDC se utiliza en todo el mundo principalmente en envases de barrera multicapa que son sumamente difíciles de reciclar. Los mercados incluyen el envasado de carne fresca y otros productos alimenticios, bebidas y atención médica, donde el PVDC proporciona una fuerte barrera contra el vapor de agua, el oxígeno y los olores / aromas.

En la prueba de concepto de Solvay, la empresa demostró la posibilidad de reciclar la película biorientada Ixan PVDC de una fuente de residuos de envasado de alimentos postindustrial sin comprometer el rendimiento de barrera del polímero.

BASF: Proyecto de reciclaje químico

BASF puso en marcha el proyecto ChemCycling basado en la transformación química para recuperar mediante pirólisis residuos plásticos que son difíciles de reciclar mecánicamente. El espectro de estos materiales abarca plásticos mixtos, plásticos contaminados con residuos o envases multicapa de alimentos.

ChemCycling utiliza un método que permite convertir los residuos plásticos en nueva materia prima para la fabricación de nuevos plásticos, reduciendo así el consumo de recursos fósiles finitos. BASF confirmó que durante el proceso se utilizará un mínimo de energía térmica externa porque el gas de pirolisis genera la energía necesaria para el proceso.

Reciclaje enzimático

El Consorcio conformado por Carbios, L’Oréal, Nestlé Waters, PepsiCo y Suntory Beverage & Food Europe anunciaron la exitosa producción de las primeras botellas de plástico PET producidas con reciclaje enzimático.

Se trata de un hito en el mundo de los envases de grado alimentario ya que cada una de las empresas del consorcio ha logrado fabricar con éxito botellas de PET para algunos de sus principales productos.

Este logro, afirman las empresas involucradas, es la culminación de casi 10 años de investigación y desarrollo por parte de Carbios para crear un nuevo proceso y potenciar una enzima que se encuentra naturalmente en los montones de composta y que normalmente descompone las membranas de las hojas de las plantas muertas.

Al adaptar esta enzima, Carbios ha perfeccionado la tecnología para descomponer cualquier tipo de plástico PET (sin importar el color o la complejidad) en sus componentes básicos, que luego se pueden convertir plástico de calidad virgen.

Julio Sánchez es Jefe de Información en Cuatro Total.

instagram.com/imjucesar/

twitter.com/caesar_gj?t=wETdKDAAz4LIERde-nt5gA&s=09